sábado, abril 19, 2014

¡Alegrémonos!


¡VIVE!
                                         
                                         ¡Él es nuestra Vida,
                                             nuestra Alegría,
                                               nuestra Verdad
                                                nuestro Camino!
                                                                   ¡ Es nuestro Hermano 
                                                                               y nuestro Dios!

viernes, abril 11, 2014

¡Hola!

¡Hace muchísimo tiempo que no escribo nada!
A ver si con esto retomo el ritmo.
Siempre es bueno tratar de recomenzar.
Me pareció realmente bueno (hay que agrandar la pantalla, con doble clik basta):



martes, diciembre 24, 2013

jueves, diciembre 19, 2013

Sobre "Creciendo en Armonía"

El programa de TV Claves para un Mundo Mejor sacó esto sobre el encuentro musical que tuvimos en nuestra casa de los chicos de Creciendo en Armonía. Es muy lindo:
video
Da un poco la idea de lo que se trata el proyecto. Y dicho -sobre todo por parte de la directora- de una manera muy profunda.

miércoles, diciembre 04, 2013

No se lo pierdan

En el diario La Nación, electrónico, hay un artículo llamado "Las 1000 millas" de un padre y su hijo con Síndrome de Down que vale la pena leer; o, tal vez, mejor mirar el video que trae y es un corto de pocos minutos: ver aquí

miércoles, noviembre 27, 2013

Alegrón

Fui al banco a cobrar mi jubilación.
Al poquito de llegar se me acerca uno de los custodios, con su uniforme reluciente, a darme un beso.
¡Era un señor que vino al comedor bastante tiempo hasta hace unos dos años!
¡Qué alegría fue el encuentro!
A veces una tiene la impresión de que es prácticamente imposible salir de 'la calle'. Y, tal vez más difícil, lograr tener un trabajo estable por lo que ésta desestructura.
Una de nuestras voluntarias pertenece a una institución que, para promover a las personas en esta situación, les paga durante un tiempo una pensión y le designan una madrina que los acompaña en el proceso de reinserción. Muchas veces nos han pedido que les recomendemos personas para ayudar, y -recuerdo perfectamente- este señor fue uno de ellos. Pero no es algo fácil, y no siempre se logra lo propuesto. Y en todo caso muchas veces no nos enteramos cómo termina la aventura. Ellas están llenas de paciencia y de esperanza.
Por eso, encontrarnos después de dos años, siendo él custodia dentro de un buen banco -pienso que se asegurarán de tomar gente idónea- fue un verdadero alegrón para los dos.
¡Cuando se lo cuente a las otras voluntarias!... ¡Sobre todo a la que lo sacó al principio de la calle!

Todo para agradecer.