lunes, noviembre 19, 2007

Clave

Dice Benedicto en su libro:
"En el fondo, el hombre sólo necesita una cosa en la que está contenido todo lo demás; pero antes tiene que aprender a reconocer, a través de sus deseos y anhelos superficiales, lo que necesita realmente y lo que quiere realmente. Necesita a Dios."
Y Dios se nos da en JESÚS.
"Él mismo es el don" (...) "Esto es precisamente lo que aparece en la cruz como su verdadera exaltación."
------------
Lo encomillado es textual del libro 'Jesús de Nazaret'(Casi al final del mismo: pgs. 408-409).
Creo que esto es clave en el libro; pero, también y sobre todo, 'clave' en la realidad.

6 comentarios:

Alemamá dijo...

¡Ya lo terminaste! felicitaciones. Yo voy por la mitad y leyéndolo con mucho gusto, con un placer intelectual grande.

Un beso gordo (como me veo por estos días, ayayayyyyyy)

Ljudmila dijo...

Gracias Josefina. Ya al final! Aun lo tengo pendiente !!!

Pensamiento libre dijo...

Me parece una afirmaci�n no temeraria, dir�a que rid�cula Josefina. Se la aceptar�a al germano Benedicto si en vez de hombre dijera los que creen determinadas cosas. Me parece una falta de respeto que diga lo que dice, pero viniendo de un ex-juventudes hitlerianas, bueno, esta todo dicho �no?

No se ofenda josefina, no es personal.

hna josefina dijo...

No me ofendo, no. Lo único, que no entiendo es como firmás 'pensamiento libre' si después tachás de ridículo, o le atribuís ideologías a otros que no indican libertad de pensamiento.
Otra cosa, si lo pongo en mi blog, es porque -a no ser que aclare otra cosa- adhiero. O sea que, creo, debo merecer -de vos- la misma opinión que Benedicto.
Siento mucho que no conozcas algo más de sus escritos porque verías que lejos está de tus apreciaciones.

Pensamiento libre dijo...

Arraigar todas las necesidades del hombre a la idea de dios (dejando de la lado la discusión de su existencia o no) es un auspicio de inactividad. ¿Para que preocuparnos por un mundo mejor, con mejor distribución de los recursos si tenemos una promesa a futuro?

Asumo que usted actúa de buena fe. No pienso lo mismo de Benedicto. Sus escritos son el fiel reflejo de su pensamiento, eso es obvio.

Juan Ignacio dijo...

¡Qué bueno! Y qué buen final, pero menos mal que no es el de uan novela, sino me hubiera llevado un chasco (porque lo estoy leyendo).