sábado, octubre 20, 2007

Hace varios días que no escribo.
Tenemos en la casa una tanda bastante grande que no deja tiempo libre. A ver cuándo consigo reintegrarme.
Ya saqué mi pasaje para ir a votar. A veces pienso que lo lógico sería ejercer este derecho con ilusión y alegría. Por ahora -lo confieso- no me ha sucedido nunca: más bien ha sido, tratar de 'votar en contra de'. Y no creo ser la única.
¿En todos los países pasará lo mismo?

3 comentarios:

Armando Vallejo Waigand dijo...

Pues sí, Josefina, en España sí. Por un lado, están los «adeptos» de los partidos —afiliados les llaman—, que les votan hagan lo que hagan, y luego, los que votan a unos para que no ganen los otros. Mi voto de las últimas convocatorias de elecciones ha sido en blanco.

Alemamá dijo...

¿votarás por "el menos malo"? sí nos pasa a todos, creo. Suerte para tí y tu país.

haciendo camino dijo...

yo creo q essa situacion nos pasa a todos estimada herman Josefina.
y no se preocupe, seguramente reaundara sus escritos dentro de poco.
un cordial saludo y nos deje de visitarme.